unidos mejor

Ministrando Juntos

Ministrando Juntos

¡Solo no se puede! Muchos en el ministerio sufren del síndrome del llanero solitario, comienzan y terminan solos, pero irónicamente, aún el llanero solitario necesitaba un compañero. ¿Conoces el principio 2+?

We can’t do it alone! Many in the ministry suffer from the lone ranger syndrome—they begin and end alone. Ironically enough, even the “lone” ranger needed a companion, though. Do you know the 2+ principle?